logo

Actualidad

Todas las noticias

Los alumnos de MICE Full Time convocan unas nuevas jornadas del Arte de Organizar

Miércoles, Marzo 15, 2017


Una de las actividades del Máster en Organización de Eventos, Protocolo y Turismo de Negocio (MICE) de Ostelea, son las jornadas del Arte de Organizar, en las que los alumnos organizan un evento real. En este caso, la creatividad fue una de las piezas destacadas de los estudiantes, que pudieron plasmarlo a través de un diseño gráfico innovador, tanto en las botellas personalizadas para cada ponente como en una decoración diferente. Con ello, los estudiantes de MICE Full Time del Campus de Barcelona lograron superarse en la realización de tales jornadas, aportando máxima creatividad y un valor añadido.

Algo prioritario en la celebración de toda clase de eventos, tal como señalaron los ponentes invitados, como Mercedes Pascual, consultora externa, que ha trabajado durante varios años en distintas empresas, como Serunion, siendo su responsable de hostelería y eventos. “Es importante hacer reuniones y organizar una lluvia de ideas con todo el equipo”. Mercedes expuso las diferentes fases de un evento, y se centró en explicar los de una empresa de catering. “Un evento es un proyecto: hay un fase inicial (contacto con el cliente), la fase de proyecto (desarrollo, cómo, cuándo, dónde) y el cierre (para concienciar al equipo y tener presente temas que uno no tenía en cuenta anteriormente)”. Además, destaca que en un evento, cada uno debe saber cuál es su función, hacia dónde se va, quién va a hacer cada acción y el objetivo. Mientras que es imprescindible saber “cuáles son los puntos fuertes de nuestro equipo, por lo que debemos conocerlo muy bien”. Los detalles siempre son importantes en una empresa de catering, “que debe adaptarse a las necesidades del cliente”. Mercedes comentó que no existen limitaciones, pudiendo dar muchas opciones, y, al final, el cliente decidir en qué se gasta el dinero.

 

 

Tras varios años en distintas empresas de comunicación y organizando eventos de las firmas más reputadas de este país, Toni Tió, creó Civiclub, un club que recompensa las buenas acciones ciudadanas. Cuando un socio recicla, dona sangre, practica deporte o compra y consume responsablemente gana CIVIS, la moneda social que se canjea por regalos solidarios que ayudan a las entidades sociales que colaboran en la plataforma, servicios, etc. En la actualidad cuenta con 100.000 socios en España. Toni explicó que todos los eventos, grandes y pequeños, necesitan de creatividad y que en su vida laboral ha aprendido nuevas experiencias, tanto emprendiendo como en empresas de comunicación. “El nombre de emprendedor es sólo una etiqueta, en realidad la responsabilidad, ilusión o euforia son las mismas, tanto si lo aplicas por tu cuenta como dentro de una organización. La base es que uno haga lo que le llene para ser feliz, de la mejor manera posible”. Toni no es la primera vez que acude a estas jornadas, por lo que “valoro que sea un acto organizado por los propios alumnos y la experiencia ha sido siempre muy positiva”.

 

 

Por su parte, María Vives, experta en protocolo y actualmente socia de la empresa Código 372, explicó cómo ha cambiado el protocolo en todos estos años. “Antes pertenecía al ámbito más oficial y ahora el mando lo tienen las empresas. En protocolo, el sentido común es la base de todo, lo que uno no haría para sí, mejor no hacerlo”. Reconoce que este sector es totalmente  vocacional, porque “pasas muchas horas organizándolo, pero luego te llevas una gran recompensa”. De hecho, en las jornadas, María recibió la llamada de un cliente que la felicitó por la organización del evento que había realizado el día antes. Un momento emotivo que llenó de satisfacción a la invitada. María ya ha asistido a otras jornadas del Arte de Organizar y está encantada con este evento. “No me había encontrado nunca con tales características, un lugar donde la propia invitación es un evento. Los alumnos aprenden mucho: de los detalles, a ser creativos, a aprender, a aplicar ese sentido común del que hablamos”.

 

 

La figura de la azafata se convierte en una parte fundamental de todo evento. Y de su valía habló, en las jornadas El Arte de Organizar, Cary Camacho, directora de Cary Camacho Azafatas e Intérpretes. La profesional lleva desde los 20 años trabajando sin parar desde que creó su empresa, y relató que una azafata, “debe ser puntual, tener buena presencia e imagen, pero por supuesto, educación, respeto, buena memoria, autocontrol, seriedad, diplomacia, sentido común…”. Cary reconoció que algunas veces se atribuye a la azafata una mala gestión de la organización, mientras que el éxito de su trabajo es el éxito de la empresa que la ha contratado. Actualmente las azafatas están muy bien preparadas, “cuanto más cualidades tengan, más opciones, ya que pueden trabajar, tanto en eventos internacionales como en otros más enfocados a protocolo”. Explicó que es una profesión con futuro que, si se demuestra su profesionalidad, “puede ganarse muy bien la vida, compaginando trabajo con ocio libre de manera muy flexible”. Para Cary las jornadas han sido maravillosas, pues ha detectado gran profesionalidad desde primer momento.

 

 

Tanto los alumnos organizadores como los asistentes aprendieron mucho de las jornadas. Lorena Almeida, de Ecuador, una de las estudiantes coorganizadora del evento, explica que “hemos hecho reuniones con el equipo. El desarrollo ha ido perfecto porque nos hemos entendido muy bien, distribuyendo las tareas, sabiendo bien qué hace cada uno. Creo que es un primer paso para escalar hacia otros eventos, algo más grandes”. Lorena estudió administración turística y, en un futuro, le interesaría trabajar en la producción de un gran evento, como los Oscars.

 

 

Manuel González, de Colombia, comenta que “tal evento permite poner en práctica lo aprendido porque se están ejecutando las partes que debe tener un evento”. Manuel es diseñador gráfico e industrial y trabajaba en el mundo de los eventos, porque la creatividad es esencial para llevarlos a cabo. “La comunicación visual es muy importante y puedo ofrecer, tanto la parte conceptual como de diseño en montaje, escenografía, y dirección de proyectos”. Manuel desea forjar su carrera en este ámbito y trabajar en el mundo deportivo.

 

 

Aquí puedes ver el vídeo resumen de como fueron estas Jornadas:

 

Ostelea